Usamos cookies propias y de terceros para mejorar servicios y mostrarle publicidad de su preferencia mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.

Domingo, 16 de diciembre de 2018
Pulse en el valor para ver ratios >
Publicado en INTERNACIONAL Miércoles, 05 de diciembre de 2018 00:00

La curva de rendimiento de EEUU se invierte en algunos tramos y alimenta las dudas sobre el futuro

Intermoney | La escasez de indicadores durante la jornada de hoy hará que cobre mayor valor el comportamiento de la curva estadounidense, la cual ya se invertía en algunos tramos. Por ejemplo, la pendiente 2-5 se situaba en -0,118 mientras que la 2-10 cedía hasta 2,914 p.b. Un movimiento que retroalimentará las dudas de los inversores hacia el futuro de la economía, siendo a la vez causa y reflejo de sus inquietudes.

 

 

Luego, los movimientos del mercado ayer y, seguramente hoy, girarán alrededor del comportamiento de la curva estadounidense, corriendo el riesgo de asistir a una sobrerreacción que siga erosionado la pendiente 2-10 en Estados Unidos. Un hecho que sobrepasa fronteras y también golpea al sector financiero al que le perjudica especialmente un escenario como el apuntado. Por ejemplo, las compras también dominaban en la deuda alemana, la cual también acusa el deterioro de la actividad en la locomotora europea que se saldará con el estancamiento de su PIB durante el 2tr18.

 

En otras palabras, las dudas perdurarán en los mercados, aunque el aumento de los PMI chinos en noviembre (servicios 53,8 y compuesto 51,9) diese un soplo de aire. Con todo, estos se verán contrarrestados por el tímido avance de las ventas minoristas en la zona euro en octubre, sobre todo, porque chocarán con datos negativos como el nuevo deterioro de la producción industrial en España. Todo ello, mientras la inquietud hacia el “Brexit” continúa muy presente. De forma que debemos prepararnos para un día similar al de ayer, replicando las bolsas europeas en la apertura el deterioro de sus homólogas estadounidenses en la última parte de la sesión del martes. Una sesión en la que el color rojo imperaba en las plazas de ambos lados del Atlántico y, como decíamos, los movimientos venían explicados por la curva americana.

 

Así, de poco servía que China apuntase la posibilidad de recortar sus aranceles a las importaciones de coches estadounidenses o que se pudiese prolongar el periodo de 90 días que se han dado Washington y Pekín para lograr un acuerdo comercial. A la postre, el Eurostoxx cedía un -0,80% hasta los 3.189 puntos, mientras que el S&P500 caía un -3,24% lastrado por el sector financiero (-4,40%), el cual se ve muy afectado por los fantasmas de la inversión de la curva estadounidense.

 

En la deuda pública de la UEM, las compras predominaban en los bonos alemanes y franceses y la rentabilidad de sendos títulos a 10 años se situaba, respectivamente, en 0,263% (-4,3 p.b.) y 0,667% (-2,7 p.b.). Todo ello, en un día en el que el gobierno francés anunciaba un aplazamiento de seis meses en el aumento de los impuestos sobre el gasoil; una noticia clave ya que, de continuar los paros y protestas en Francia, su economía podría experimentar un deterioro que compensaría la recuperación de Alemania en el 4tr18. Por su parte, los bonos italianos aumentaban ligeramente su rendimiento (+1,1 p.b. hasta 3,156% en el 10 años) en las horas previas a conocerse la nueva propuesta presupuestaria del ejecutivo transalpino para 2019.

 

El mismo martes, el Comisario europeo de Asuntos Económicos y Financieros, Pierre Moscovici, se mostraba expectante ante un movimiento “creíble” de las instituciones italianas, mientras que desde la Comisión Europea declaraban estar manteniendo conversaciones con Roma con el fin de evitar tensiones en los mercados. De hecho, la propia Comisión recibía el apoyo del Eurogrupo que, tras su reunión, recomendaba a Italia tomar las medidas necesarias para cumplir con el Pacto de Estabilidad y Crecimiento. Ello, junto con la introducción para 2022 de nuevas reglas que facilitarían la reestructuración de la deuda pública en los países de la UEM (Cláusulas de Acción Colectiva), constituían las principales novedades de un encuentro entre los ministros de finanzas del euro que se saldaba sin decisiones de cara al presupuesto del área y el sistema de garantía de depósitos.

 

Respecto a las divisas, la libra esterlina se apreciaba hasta 1,2840 GBPUSD después de publicarse la opinión del Abogado General del Tribunal de Justicia de la UE, según la cual Reino Unido aún podría revocar unilateralmente su decisión de abandonar la Unión Europea. En base a lo apuntado por dicho Abogado General, Manuel Campos Sánchez-Bordona: “el artículo 50 TUE admite la revocación unilateral de la notificación de la intención de retirarse de la Unión, hasta el momento en el que se concluya el acuerdo de retirada, siempre que la revocación se haya decidido de conformidad con las normas constitucionales del Estado miembro, se comunique de manera formal al Consejo Europeo y no suponga una práctica abusiva”.

 

La opinión del Abogado General no implica que el Tribunal de Justicia de la UE opine de la misma manera, si bien suele guiarse por la opinión del mismo en un gran número de casos. Una noticia que, en caso de existir predisposición por parte del Reino Unido a dar un paso atrás, sería muy positiva. Sin embargo, éste no es el caso y hace que tenga un valor reducido, cobrando mayor interés que el presidente del BoE, Mark Carney, defendiese ante el Parlamento británico los cálculos del coste del “Brexit” realizados por la institución. Una comparecencia en la que se ratificaba que todos los escenarios factibles resultan peores al supuesto de la permanencia en la UE.

 

Sin embargo, la libra acababa en plano (0,8923 EURGBP) tras conocerse que el gobierno de Theresa May estaría en desacato al negarse a publicar documentos clave de “Brexit”. En cuanto al resto de divisas, sobresalían los movimientos en las economías emergentes y, mientras la lira turca se debilitaba hasta 5,403 USDTRY, el yuan chino se fortalecía hasta su mayor nivel desde finales de septiembre (6,8668 USDCNY).

 

Referente a las materias primas, el precio del petróleo realizaba un movimiento en forma de “V” invertida, siendo el causante del punto de inflexión el discurso del presidente iraní, Hassan Rouhani. Éste aseguraba que, pese a los esfuerzos de los Estados Unidos, el país persa continuará exportando crudo, lo cual se sumaba a las dudas hacia el crecimiento a medio plazo para alimentar los temores de sobreoferta de crudo. A primera hora del miércoles, el Brent se situaba en 61,17 $/barril y el WTI en 52,51 $/barril.

 

Finalmente, en cuanto a los datos, los más importantes los encontrábamos en nuestro país. De hecho, se publicaba que el número de parados caía en -1.836 personas en noviembre; una cifra que se situaba en -26.258 en términos desestacionalizados y en -221.414 en comparativa anual (-6,4% a.).

 

Respecto al empleo, la afiliación media a la Seguridad Social alcanzó en noviembre los 18.945.624 ocupados tras descender en -47.449 personas (+12.082 en términos ajustados de estacionalidad hasta 18.978.243), aunque, en términos interanuales, se ha producido un incremento de 527.868 ocupados (2,87% a.). Por su parte, el número total de contratos registrados durante el mes de noviembre ascendió hasta 1.867.172 (2,69% a.), 197.573 de carácter indefinido (15,75% a.).  

Aviso:  Acceda al contenido completo de Consenso del Mercado sumándose a nuestra Zona premium.