Usamos cookies propias y de terceros para mejorar servicios y mostrarle publicidad de su preferencia mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.

Martes, 19 de marzo de 2019
Pulse en el valor para ver ratios >
Publicado en Noticias Premium Miércoles, 28 de febrero de 2018 08:00

La economía del dinero digital

Juan Pedro Marín Arrese | La tecnología permite hoy lo que parecía una utopía: un numerario electrónico, aunque preocupa su impacto sobre el crédito y la actividad económica. Suele asociarse esta noción al bitcoin, aunque no cumpla con ninguno de los requisitos de una auténtica moneda. Ni sirve de medio de pago generalmente aceptado, al circunscribirse al círculo de iniciados.

 

Ni actúa de depósito de valor, ante la elevada volatilidad de su cotización, factor que de paso lo invalida como hipotética unidad de cuenta. Solo basta reparar en que su utilización reposa en la capacidad de transformarse en dólares o euros, contantes y sonantes. Hoy el único numerario está constituido por los billetes y monedas emitidos por los bancos centrales, que gozan de capacidad ilimitada para responder incondicionalmente de su valor. Un monopolio compartido con la banca que acapara la práctica totalidad del dinero en circulación, en forma de depósitos. La promesa de obtener efectivo acudiendo a ventanilla basta para que todos confiemos en estas anotaciones. Esta pirámide invertida, cuyo vértice reposa en las seguridades que ofrece el banco central de preservar la solvencia y liquidez del sistema, no deja de plantear elevados peajes. Desde garantizar los depósitos hasta ejercer un elevado intrusismo en la actividad bancaria. Control justificado por el latente riesgo que comporta la sensible desigualdad en la maduración de ambos lados del balance, por no hablar de la exposición a abultadas pérdidas de soplar vientos desfavorables en la economía. Supervisión que se completa con un acceso casi ilimitado a las fuentes primarias de liquidez.

 

PARA LEER EL ARTÍCULO COMPLETO ACCEDA A LA ZONA PREMIUM

Aviso:  Acceda al contenido completo de Consenso del Mercado sumándose a nuestra Zona premium.