Usamos cookies propias y de terceros para mejorar servicios y mostrarle publicidad de su preferencia mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.

Viernes, 07 de agosto de 2020

Pulse en el valor para ver ratios >

Publicado en NACIONAL Viernes, 03 de julio de 2020 00:00

El Estado entrará en las compañías a través de la compra de acciones, deuda u otros instrumentos convertibles

Bankinter | El Gobierno de España celebra este viernes un Consejo de Ministros extraordinario con el objetivo de aprobar un nuevo paquete de medidas que ayuden a reconducir la situación.

 

 

Lo más relevante es:

 

(i) Fondo de 10.000M€ para ayudar a empresas viables. El Estado entrará en las compañías a través de la compra de acciones, deuda u otros instrumentos convertibles. Será gestionado por la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) y como máximo el Estado permanecerá en la Compañía 6/7 años. Si pasado ese tiempo necesitara ayuda adicional, requerirá de un plan de restructuración que se trasladará a Europa.

 

(ii) Nueva línea de avales por 40.000M€, independientes a las líneas habilitadas previamente.

 

(iii) Se concretará el Plan Renove al Sector Automoción y el presupuesto asciende a 250M€.

 

(iv) El Gobierno tiene previsto aprobar un alza fiscal, que afecta a rentas altas, y un aumento del Impuesto de Sociedades a empresas grandes. No se pronuncia sobre el IVA, pero sí expone que hay que recalibrar la cesta de los impuestos.

 

Con estas medidas España sigue los pasos de otros países de nuestro entorno que han introducido ayudas para reactivar la economía. Dicho esto, los 10.000M€ del fondo parecen reducidos si tenemos en cuenta que Alemania, sólo a Lufthansa, le dotó con 9.000M€ y Francia a Air-France/KLM con 10.000M€. Además, no suponen ayudas directas dado que el Estado se convertirá en accionista y no se ha concretado la participación que tendrá en la toma de decisiones de las compañías. Por lo tanto, es una buena noticia la introducción de medidas, pero el importe parece reducido y la estructura deberá especificarse. En cuanto al alza de impuestos, puede tener implicaciones negativas en un momento de fuerte desaceleración económica. En nuestra opinión, es momento de introducir las medidas necesarias para reconducir la situación.

 

Ahora bien, teniendo en cuenta un horizonte temporal de medio plazo, España deberá sanear sus cuentas públicas -reducir endeudamiento y Déficit Público-, uno de sus principales desequilibrios. Para ello sería conveniente un ajuste del gasto más que una subida impositiva, que puede agudizar la contracción económica. El Plan de Recuperación europeo supondría un alivio para España, ya que se estima ascienda al 11% del PIB, en una combinación de fondos directos y préstamos (todavía por concretar). Además, y lo más importante, pensamos que estará condicionado a la introducción de reformas estructurales en varios ámbitos como el fiscal, laboral, el sistema de pensiones o la competitividad. Reformas necesarias que permitan un crecimiento económico más estable en los próximos años  

Aviso:  Acceda al contenido completo de Consenso del Mercado sumándose a nuestra Zona premium.