El BCE deja entrever que los tipos permanecerán bajos mucho tiempo

BCE

J.P. Morgan | El Banco Central Europeo (BCE) anunció dos cambios importantes como resultado de su revisión de estrategia. El primero es que el objetivo de inflación es ahora del 2% a medio plazo, lo que significa que tolerarán periodos transitorios donde la inflación esté moderadamente por encima del objetivo.

El segundo cambio es empezar a incorporar los costes de la vivienda en el cálculo de la inflación.

La baja inflación se ha afianzado en la Eurozona durante algún tiempo, con una media de solo un 1,1% durante los tres últimos años. Para superar esto, el BCE mencionó la necesidad de una intervención monetaria persistente, dejando entrever que los tipos permanecerán bajos durante muchos años.

El BCE también introdujo objetivos sobre el cambio climático en su marco de política monetaria, lo que indica el probable aumento de la importancia de la inversión sostenible.