Usamos cookies propias y de terceros para mejorar servicios y mostrarle publicidad de su preferencia mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.

Sábado, 15 de diciembre de 2018
Pulse en el valor para ver ratios >
Publicado en NOTICIAS DESTACADAS Lunes, 17 de septiembre de 2018 08:30

Las desavenencias comerciales entre Estados Unidos y China seguirán condicionando las bolsas

Juan J. Fdez-Figares (Link Securities) | Una semana más el conflicto comercial entre Estados Unidos y China será el principal factor que condicionará el comportamiento de los mercados de valores.

 

Si la semana pasada la invitación de la Administración estadounidenses a las autoridades chinas para volver a sentarse a la mesa de negociaciones y los avances en las negociaciones entre Estados Unidos y Canadá para que este país se adhiera al acuerdo comercial alcanzado entre Estados Unidos y México habían animado a los inversores e impulsado las bolsas al alza, ya que todo apuntaba a que se estaba produciendo cierta distensión en los conflictos comerciales entre Estados Unidos y sus socios, las intenciones del presidente estadounidense, Donald Trump, de dar una nueva “vuelta de turca” a la situación, siguiendo adelante con la implementación de nuevos aranceles a 200.000 millones de dólares de importaciones procedentes de China, intenciones que recogió the Wall Street Journal (WSJ), a última hora del viernes, volverán a lastrar el comportamiento de la renta variable mundial.

 

Además, el Gobierno chino podría “empeorar” la situación, rechazando la invitación de la Administración estadounidenses, y negándose a sentarse a la mesa, aduciendo como principal motivo el no estar dispuestos a negociar con “una pistola en la cabeza”, en relación a la amenaza del presidente Trump de implementar nuevas tarifas incluso antes de reiniciar las conversaciones. En este sentido, señalar que en los próximos días estaba previsto que funcionarios chinos visitaran Estados Unidos para preparar un posterior viaje del vicepresidente del país, Liu He, a Estados Unidos, viaje en el que se reuniría con el secretario del Tesoro, Mnuchin, e incluso con Trump. Todo queda ahora en el aire y en manos de “la diplomacia”, diplomacia que en los últimos tiempos ha brillado por su ausencia. 

 

Por tanto, será este tema, las desavenencias comerciales entre Estados Unidos y China, el que condicione el comportamiento de las bolsas europeas y estadounidenses desde el inicio de la semana, como ya lo ha hecho en Asia, donde las principales bolsas han iniciado la misma a la baja. 

 

Por lo demás, señalar que la agencia macro de la semana está repleta de referencias, comenzando hoy lunes con la publicación de la lectura final del IPC de agosto de la Zona Euro y, ya por la tarde y en Estados Unidos, del índice de actividad manufacturera de Nueva York, del mes de septiembre, el primero de los índices regionales de actividad que se publica este mes en este país. Además, a lo largo de los próximos días se irán dando a conocer indicadores macro de cierta relevancia, entre los que destacaríamos en Estados Unidos las cifras de agosto de viviendas iniciadas (miércoles) y de ventas de viviendas de segunda mano (jueves), y en la Zona Euro de la lectura preliminar de septiembre del índice de confianza de los consumidores (jueves). Por último, el viernes se publicarán en Estados Unidos, la Zona Euro y sus dos principales economías: Alemania y Francia, las lecturas flash de septiembre de los índices adelantados de actividad de los sectores de las manufacturas y de los servicios, los conocidos como PMIs. Estos indicadores nos darán una idea del momento por el que atraviesan las economías de ambas regiones; si la estadounidense mantiene el ritmo de expansión de meses precedentes y si la de la Eurozona se ha estabilizado o, incluso, da síntomas de comenzar a recuperar el pulso.

 

Finalmente, y en el ámbito político, señalar que el viernes se celebra en Salzburgo (Austria) una reunión informal de los líderes de la UE en la que el brexit será el principal tema de discusión. Como hemos señalado en recientes comentarios, este factor, que generó gran incertidumbre en los inversores en su momento, últimamente ha sido obviado por los mismos. Entendemos que, a partir de ahora, y con la fecha del 29 de marzo de 2019 cada vez más cerca, fecha en la que el Reino Unido deberá formalizar su abandono de la UE, este tema irá, poco a poco, retomando su protagonismo, probablemente para mal dado lo poco que se ha avanzado para acercar posturas.

 

Para empezar la semana, esperamos que las bolsas europeas abran a la baja, con los valores más cíclicos y los más expuestos a las exportaciones liderando los descensos.  

Aviso:  Acceda al contenido completo de Consenso del Mercado sumándose a nuestra Zona premium.